15/12/18 20 MINUTOS PP pedirá en Pleno cambiar la ubicación de la biblioteca de Valencina ante el hallazgo de restos arqueológicos


PP pedirá en Pleno cambiar la ubicación de la biblioteca de Valencina ante el hallazgo de restos arqueológicos

15 de Diciembre de 2018 15:55h


El PP de Valencina de la Concepción (Sevilla) va a presentar una moción a Pleno para cambiar la ubicación de la biblioteca municipal ante el hallazgo de restos arqueológicos en el espacio donde se proyecta dicha infraestructura.


Así lo ha anunciado a Europa Press este sábado el presidente del PP en Valencina de la Concepción, Ramon Peña, tras conocerse el hallazgo de los vestigios arqueológicos de una "gran obra civil" prehistórica en el espacio donde se proyecta la nueva biblioteca de Valencina de la Concepción.


Según ha explicado el también candidato del PP a la Alcaldía de Valencina, los 'populares' van a proponer cambiar la ubicación de la citada biblioteca porque "el descubrimiento se ha producido en un parcela de propiedad municipal, por lo que se podría seguir estudiando estas estructuras únicas".


"Las estructuras no se habían encontrado antes en nuestro poblado prehistórico y se vislumbra una entrada en un poblado interno o templo, por ello, creemos que se debe seguir investigando", ha argumentado Ramón Peña.


Además, Peña ha asegurado que "ya no queda ni un solo atisbo de duda de que es el mayor yacimiento prehistórico de Europa Occidental, desde Ucrania hasta Portugal".


Igualmente, desde el PP se van a solicitar unas jornadas de puertas abiertas, ya que "en que en enero entra en vigor la Ley de Participación Ciudadana, de ahí que sea tan necesario que el pueblo pueda constatar lo que hoy es una realidad, y es que se está ante una oportunidad única e histórica".


Peña también ha añadido que es "una enorme irresponsabilidad que el alcalde, el socialista Antonio Manuel Suárez, pretenda seguir adelante con sus pretensiones". "Nos preocupa que, por anteponer sus intereses personales y electoralistas, Valencina de la Concepción tenga que pagar el peaje de un partido socialista que parece ser no darse cuenta que los ciudadanos han pedido un cambio de gobierno", ha manifestado.


Asimismo, el popular ha asegurado que el actual alcalde y su equipo de gobierno "llevan doce años en el gobierno y no pueden pretender hacer en cinco meses lo que no han hecho en doce años". "No tiene ningún derecho a condenar a Valencina y coartar su futuro, ya que este descubrimiento supone un antes y un después, y puede suponer las bases para que el municipio enfoque su desarrollo a un nuevo modelo productivo donde los vecinos puedan tener un futuro", ha subrayado.


"Al alcalde sólo le preocupan las próximas elecciones, y para eso le da igual hacer lo que sea para obtener rédito electoral a costa de enterrar el mayor descubrimiento reciente en el yacimiento, siguiendo adelante con la construcción de la biblioteca", ha lamentado el 'popular'.


Por último, Peña ha destacado que Valencina de la Concepción "necesita un proyecto de pueblo que actualmente no tiene" porque, según indica, "el PSOE sólo ha querido a Valencina de la Concepción para perpetrar sus pelotazos urbanísticos, como se ha conocido recientemente con el expresidente Rodríguez de la Borbolla".


"No vamos a consentir que sigan sepultando el futuro de Valencina de la Concepción y el cambio que se vislumbra en Andalucía es el cambio que va a llevar a Valencina a lo más alto tal como merece, ya que toda la comunidad científica internacional ya no duda de que estamos ante algo único", ha concluido Peña.

 


 

15/12/18 20 MINUTOS El Ayuntamiento de Valencina prevé una "solución arquitectónica" para conservar los nuevos restos arqueológicos


El Ayuntamiento de Valencina prevé una "solución arquitectónica" para conservar los nuevos restos arqueológicos
15 de Diciembre de 2018 11:05h
Ante el hallazgo de los vestigios arqueológicos de una "gran obra civil" prehistórica en el espacio donde se proyecta la nueva biblioteca de Valencina de la Concepción (Sevilla), el Ayuntamiento de dicha localidad cuenta actualmente con una "solución arquitectónica" de adecuación del proyecto inicial de obras, al objeto de conservar debidamente el gran foso y las construcciones de piedra descubiertas en dicho espacio.

Según el Ayuntamiento de Valencina, gobernado por Antonio Manuel Suárez, el informe arqueológico derivado de este hallazgo concluye que "no es inviable la adecuación del proyecto básico" original correspondiente a las obras de la nueva biblioteca, toda vez que mediaría ya una "solución arquitectónica" elaborada por el arquitecto Miguel Ángel de la Cova, para una "adecuación del proyecto de obras que garantice la conservación (de los vestigios) y puesta en valor".

Y es que según el alcalde, la idea es "garantizar la correcta conservación (de los restos arqueológicos), así como la puesta en valor de los hallazgos de forma que sean visibles", primero mediante la adecuación del proyecto básico inicial y en un futuro mediante la "musealización del entorno".

NUEVOS DESCUBRIMIENTOS ARQUEOLÓGICOS EN VALENCINA

Hablamos del proyecto promovido por el Ayuntamiento de Valencina de la Concepción, para construir un nuevo edificio que albergue las instalaciones de la biblioteca municipal.

El lugar elegido para ello es el antiguo recinto del instituto Las Encinas, enclavado entre las calles Trabajadores y Alegría y relevado en 2007 a cuenta del estreno de un nuevo complejo para el instituto en la calle Federico García Lorca. El antiguo recinto, no obstante, fue recuperado para su uso original a partir del curso 2009/2010, al objeto de absorber al creciente número de alumnos del municipio que desembarcaba en la educación secundaria.

El proyecto, en cualquier caso, implica la construcción de las nuevas instalaciones de la biblioteca como anexo a las actuales y veteranas construcciones educativas de la calle Trabajadores, toda vez que esta actuación promovida desde 2017 por el Ayuntamiento incluía las correspondientes prospecciones arqueológicas.

Y es que 779 hectáreas de Valencina y Castilleja de Guzmán están declaradas como zona arqueológica, al albergar múltiples vestigios del gran asentamiento humano que, durante la Edad del Cobre, habría poblado con mayor o menor frecuencia este entorno de la cornisa aljarafeña.

No en vano, el término municipal de Valencina alberga los dólmenes de La Pastora y de Matarrubilla, así como otros numerosos vestigios de su pasado calcolítico, toda vez que un estudio publicado en la revista científica Journal of World Prehistory y recogido por Europa Press exponía que con una extensión de unas 450 hectáreas, el asentamiento calcolítico de Valencina y Castilleja de Guzmán "es de lejos el mayor asentamiento de la Edad del Cobre" en toda la Península Ibérica y "posiblemente uno de los mayores de Europa occidental en la Prehistoria tardía".

FOSO, MURO Y RESTOS DE UN POSIBLE "BASTIÓN"

De cualquier manera, el arqueólogo municipal de Valencina, Juan Manuel Vargas, ha informado a Europa Press de que las excavaciones preventivas incluidas en el proyecto de la nueva biblioteca han supuesto el hallazgo de un gran foso de unos cinco metros de profundidad y "sección en uve", flanqueado en su lado norte por "estructuras de piedra" interpretadas como los cimientos de un "gran muro" y en su lado sur por otra estructura pétrea "de tipo poligonal compacta", que quizá hubiese funcionado como un "bastión".
 
Estas estructuras de piedra, según Juan Manuel Vargas, contaban con "un alzado de adobe de cierta contundencia", incluso de "un par de metros de altura o más". Ello se deduce de que dentro del foso, los arqueólogos han localizado numerosos "fragmentos de adobe" que habrían caído a esta profunda zanja tras "colapsar" las citadas construcciones.

Para reflejar la envergadura de esta "obra de gran contundencia", Juan Manuel Vargas ha precisado que el mencionado foso tenía "más de seis metros de ancho y una profundidad superior a los cinco metros", toda vez que han sido localizadas "evidencias" de que debió contar con una "pasarela de madera" para cruzar de un lado a otro. En cuanto a las construcciones de piedra, ha detallado que los cimientos de muro hallados inducen a pensar en una estructura de casi 7,3 metros de longitud por dos metros de ancho, mientras la estructura poligonal tendría un "contundente tamaño" de 3,63 por 2,34 metros.

"GRAN OBRA CIVIL"

Se trata, en cualquier caso, de los vestigios de "una gran obra civil" inicialmente interpretada con funciones "defensivas", de "acceso notable" a un recinto o con ambas finalidades. En cualquier caso, Juan Manuel Vargas ha manifestado que estos restos reflejan un "gran momento constructivo que supera lo que se podrían considerar estructuras de tipo doméstico".

Además, ha destacado el hecho de que estas construcciones constituyen las "primeras grandes estructuras de piedra" con funciones no funerarias descubiertas en el asentamiento calcolítico de Valencina.
 
 
 

14/12/18 20 MINUTOS Descubren en Valencina "contundentes" estructuras de una "gran obra civil" prehistórica quizá de fin defensivo


Descubren en Valencina "contundentes" estructuras de una "gran obra civil" prehistórica quizá de fin defensivo

14 de Diciembre de 2018 12:25h

Las excavaciones arqueológicas de carácter preventivo incluidas en el proyecto de la nueva biblioteca de Valencina de la Concepción (Sevilla) han supuesto el descubrimiento de un foso de más de cinco metros de profundidad, flanqueado por "contundentes" construcciones de piedra que corresponderían a una "gran obra civil" quizá de carácter "defensivo", acometida dentro del perímetro del gran asentamiento humano que poblaba esta zona del Aljarafe durante la Prehistoria.4


Hablamos del proyecto promovido por el Ayuntamiento de Valencina de la Concepción, para construir un nuevo edificio que albergue las instalaciones de la biblioteca municipal.


El lugar elegido para ello es el antiguo recinto del instituto Las Encinas, enclavado entre las calles Trabajadores y Alegría y relevado en 2007 a cuenta del estreno de un nuevo complejo para el instituto en la calle Federico García Lorca. El antiguo recinto, no obstante, fue recuperado para su uso original a partir del curso 2009/2010, al objeto de absorber al creciente número de alumnos del municipio que desembarcaba en la educación secundaria.


El proyecto, en cualquier caso, implica la construcción de las nuevas instalaciones de la biblioteca como anexo a las actuales y veteranas construcciones educativas de la calle Trabajadores, toda vez que esta actuación promovida desde 2017 por el Ayuntamiento incluía las correspondientes prospecciones arqueológicas.


EL LEGADO CALCOLÍTICO DE VALENCINA


Y es que 779 hectáreas de Valencina y Castilleja de Guzmán están declaradas como zona arqueológica, al albergar múltiples vestigios del gran asentamiento humano que, durante la Edad del Cobre, habría poblado con mayor o menor frecuencia este entorno de la cornisa aljarafeña.


No en vano, el término municipal de Valencina alberga los dólmenes de La Pastora y de Matarrubilla, así como otros numerosos vestigios de su pasado calcolítico, toda vez que un estudio publicado en la revista científica Journal of World Prehistory y recogido por Europa Press exponía que con una extensión de unas 450 hectáreas, el asentamiento calcolítico de Valencina y Castilleja de Guzmán "es de lejos el mayor asentamiento de la Edad del Cobre" en toda la Península Ibérica y "posiblemente uno de los mayores de Europa occidental en la Prehistoria tardía".


Dicho estudio, por cierto, planteaba la tesis de que este asentamiento humano habría tenido una función "ritual" o ceremonial y no urbana. Según la mencionada investigación científica, el asentamiento calcolítico de Valencina habría sido un lugar de reunión, "demostraciones competitivas y rituales", con "cambiantes ocupaciones ocasionales o estacionales" de la zona, más que una "densa ocupación permanente" de carácter urbano.


FOSO, MURO Y RESTOS DE UN POSIBLE "BASTIÓN"


De cualquier manera, el arqueólogo municipal de Valencina, Juan Manuel Vargas, ha informado a Europa Press de que las excavaciones preventivas incluidas en el proyecto de la nueva biblioteca han supuesto el hallazgo de un gran foso de unos cinco metros de profundidad y "sección en uve", flanqueado en su lado norte por "estructuras de piedra" interpretadas como los cimientos de un "gran muro" y en su lado sur por otra estructura pétrea "de tipo poligonal compacta", que quizá hubiese funcionado como un "bastión".


Estas estructuras de piedra, según Juan Manuel Vargas, contaban con "un alzado de adobe de cierta contundencia", incluso de "un par de metros de altura o más". Ello se deduce de que dentro del foso, los arqueólogos han localizado numerosos "fragmentos de adobe" que habrían caído a esta profunda zanja tras "colapsar" las citadas construcciones.


Para reflejar la envergadura de esta "obra de gran contundencia", Juan Manuel Vargas ha precisado que el mencionado foso tenía "más de seis metros de ancho y una profundidad superior a los cinco metros", toda vez que han sido localizadas "evidencias" de que debió contar con una "pasarela de madera" para cruzar de un lado a otro. En cuanto a las construcciones de piedra, ha detallado que los cimientos de muro hallados inducen a pensar en una estructura de casi 7,3 metros de longitud por dos metros de ancho, mientras la estructura poligonal tendría un "contundente tamaño" de 3,63 por 2,34 metros.


"GRAN OBRA CIVIL"


Se trata, en cualquier caso, de los vestigios de "una gran obra civil" inicialmente interpretada con funciones "defensivas", de "acceso notable" a un recinto o con ambas finalidades. En cualquier caso, Juan Manuel Vargas ha manifestado que estos restos reflejan un "gran momento constructivo que supera lo que se podrían considerar estructuras de tipo doméstico".


Además, ha destacado el hecho de que estas construcciones constituyen las "primeras grandes estructuras de piedra" con funciones no funerarias descubiertas en el asentamiento calcolítico de Valencina. No obstante, Juan Manuel Vargas ha explicado que la investigación de esta "gran obra civil" del asentamiento prehistórico está pendiente de las pruebas de radiocarbono encargadas para confirmar que el foso y las citadas estructuras de piedra son "coetáneas", dentro de la "batería" de pruebas solicitadas para "averiguar el impacto real de esta construcción".

 

02/12/18 VALENCINA. COMPARATIVA RESULTADOS ELECCIONES ANDALUZAS 2015-2018


 

NUESTRO COMENTARIO:

Comparativa resultados elecciones andaluzas 2015 vs 2018 .

4125. han sido los votos emitidos en el año 2018 (67,52 % de participación) frente a los 4.406 votos emitidos en 2015 (71,71% de participación)

El PSOE pasa de 1.236 votos en 2015 a 1.002 votos en 2018, 234 votos menos.

El PP pasa de 1.117 votos en 2015 a obtener 805 votos en 2018, 312 votos menos.

IU y PODEMOS  pasan de 1.178 votos en 2015 a conseguir 772 votos en 2018, 406 votos menos.

C´s pasa de 500 votos en 2015 a 785 votos en 2018, 285 votos más.

UPyD pasa de 88 votos en 2015 a obtener 7 votos en 2018, 81 votos menos.

PACMA pasa de 34 votos en 2015 a obtener 87 votos en 2018, 53 votos más.

VOX pasa de 41 votos en 2015 a 444 votos en 2018, 403 votos más. 

PSOE BAJA UN 18,93 %

PP BAJA UN 27,93%

IU PODEMOS BAJA UN 34,47%

C´s SUBE UN  57%

UPyD BAJA UN 92,05%

PACMA SUBE UN  155,88%

VOX SUBE UN  982,93%

 
 
 
 
 

27/11/18 EL MUNDO VALENCINA El pelotazo de 12 millones de la empresa vinculada al ex presidente de la Junta Borbolla, a los tribunales


El pelotazo de 12 millones de la empresa vinculada al ex presidente de la Junta Borbolla, a los tribunales
SILVIA MORENO
Sevilla
27 nov. 2018 00:01

El Ayuntamiento de Valencina debe pagar un millón a la empresa que no pudo edificar las 1.363 viviendas




El pelotazo de 12 millones de euros en el que estuvo involucrada la empresa Guadalnubio, vinculada al ex presidente de la Junta de Andalucía el socialista José Rodríguez de la Borbolla, ocurrió hace ya catorce años, pero los efectos de aquella operación urbanística en plena burbuja inmobiliaria aún perduran y podrían acabar en los tribunales.

Según pudo comprobar EL MUNDO, el Ayuntamiento del municipio sevillano de Valencina de la Concepción, donde gobierna el PSOE, debe pagar ahora un millón de euros a los representantes de Edificarte -una sociedad controlada por la antigua caja de ahorros de El Monte que en 2011 solicitó el concurso de acreedores-, al no salir adelante las recalificaciones de terrenos previstas en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) que redactó el arquitecto Francisco Pavón, cuñado de Borbolla fallecido en el año 2008.

Edificarte adquirió en diciembre de 2004 por 20 millones las dos fincas rústicas de 80 hectáreas que un año y diez meses antes había comprado Guadalnubio por 8 millones en este municipio del aljarafe sevillano, a tan sólo 12 kilómetros de la capital hispalense. En las parcelas de tierra calma de secano destinada al cultivo del olivar se iban a construir 1.363 viviendas, como preveía el PGOU diseñado por el cuñado de Borbolla, que finalmente no salió adelante.

El millón de euros que debe pagar ahora el consistorio es el dinero que en teoría debía haber abonado Edificarte al municipio cuando firmó un convenio en 2004 para edificar las fincas, que estaba vinculado a que el PGOU saliera adelante.

El PP de Valencina de la Concepción tiene previsto acudir a los tribunales e iniciar cuantas «acciones legales» sean necesarias para evitar que la «gente honrada» de este municipio tenga que pagar los «negocietes y los pelotazos de los amiguetes del PSOE», dijo a este diario Ramón Peña, presidente del PP de Valencina y candidato a la alcaldía de este municipio.

El presupuesto del Ayuntamiento de Valencina de la Concepción para el año 2019 incluye la primera partida de 100.000 euros que saldrá de las arcas municipales para compensar a la sociedad que compró las fincas y no pudo edificar las viviendas previstas. Las fuentes consultadas por este diario indicaron que se ha alcanzado un «acuerdo extrajudicial» entre el consistorio y la empresa perjudicada controlada por la antigua caja de ahorros de El Monte, que prevé el abono del millón de euros en diez anualidades. El primer pago se hará el año que viene.

Inicialmente, la sociedad que actúa en nombre de la antigua Edificarte solicitaba al Ayuntamiento un millón y medio de euros, pero el acuerdo extrajudicial se ha cerrado con un millón de euros.

Edificarte, «como propietaria» de las dos fincas del pelotazo firmó un convenio con el Ayuntamiento de Valencina el 22 de noviembre de 2004 para edificar las 1.363 viviendas en los terrenos que se iban a recalificar. Lo llamativo es que en esa fecha la propietaria no era Edificarte, sino Guadalnubio, la sociedad vinculada a Borbolla. La venta, según recoge el Registro Mercantil, se hizo el 22 de diciembre de 2004. Este hecho podría invalidar el convenio. El PP cree que puede ser nulo de pleno derecho y los tribunales podrían invalidarlo.

26/11/18 EL MUNDO VALENCINA 'Pelotazo' de 12 millones de una empresa vinculada al ex presidente de la Junta Borbolla


VALENCINA

'Pelotazo' de 12 millones de una empresa vinculada al ex presidente de la Junta Borbolla

SILVIA MORENO
Guadalnubio, una empresa vinculada al ex presidente de la Junta de Andalucía el socialista José Rodríguez de la Borbolla y Camoyán, pegó un pelotazo de 12 millones de euros en el Aljarafe sevillano, según la documentación que obra en poder de EL MUNDO.

Borbolla, que fue también secretario general del PSOE andaluz, compró, a través de su empresa Borbolla II, acciones de Guadalnubio el 2 de enero de 2001. El 27 de febrero de 2003, Guadalnubio adquirió por 8 millones de euros dos fincas rústicas de 80 hectáreas en el municipio del Aljarafe Valencina de la Concepción. Con posterioridad, el 22 de diciembre de 2004, Guadalnubio vendió las dos fincas por 20 millones de euros a Edificarte, una sociedad controlada por la antigua caja de ahorros El Monte. Un pelotazo de 12 millones en tan sólo un año y diez meses. En las parcelas de tierra calma de secano destinada al cultivo del olivar se iban a construir 1.363 viviendas.

El ex presidente del Gobierno andaluz indicó a este diario que vendió las acciones de Guadalnubio en junio de 2001, «mucho antes» de que la empresa comprase las fincas y las revendiera después. Dejó constancia de ello ante notario en «documento público». Sin embargo, evitó ofrecer las pruebas de esta venta de acciones. De esta venta no queda constancia en el Registro Mercantil, según Borbolla porque la regulación de la venta de acciones entre socios así lo permite. «No tengo documentación porque de vez en cuando liquido cosas y me está hablando de algo de hace quince años», remarcó.

Para desvincularse de Guadalnubio, Borbolla dijo que en aquellas fechas le hicieron una inspección fiscal porque había una operación de devolución de IVA en Guadalnubio, y «como había figurado como socio me inspeccionaron», pero quedó resuelta «sin ninguna responsabilidad ni tacha alguna por mi parte porque no formaba parte de la sociedad».

Aunque Borbolla trata de desvincularse del negocio redondo de Guadalnubio, hay varias pruebas que indican todo lo contrario. Para empezar, cuando él desembarcó en esta empresa, junto a otros dos socios, hubo tres nombramientos de consejeros vinculados a la llegada de los tres nuevos socios. Uno fue el arquitecto Francisco Pavón, cuñado de Borbolla fallecido en 2008, que fue designado de forma indefinida vicepresidente y consejero delegado de Guadalnubio.

El cuñado del ex presidente

Pavón estuvo en el consejo de administración de Guadalnubio desde el 2 de enero de 2001 hasta el 22 de abril de 2004, es decir, que sí figuraba en los órganos de dirección cuando se compraron las fincas por 8 millones. Es curioso que el sucesor de Pavón, José María Larrea Téllez, figura con domicilio en la calle Salvador, número 5 en Sevilla. El cuñado de Borbolla tenía entonces su domicilio en calle Salvador, número 3. El ex presidente de la Junta alega que su cuñado sería fichado por «sus saberes técnicos» como arquitecto.

El cuñado de Borbolla es una pieza clave en este asunto, ya que fue el redactor del Plan General de Ordenación Urbana de Valencina de la Concepción que preveía convertir en urbanizables las fincas rústicas de la Hacienda Torrijos con las que Guadalnubio pegó el pelotazo. Las fuentes consultadas por este diario señalaron que aquel PGOU, que finalmente no salió adelante, era una «salvajada», ya que suponía duplicar la población de este municipio y construir más de 8.000 viviendas en los años boyantes de la burbuja inmobiliaria. Valencina, con casi 8.000 habitantes, cuenta con una ubicación estratégica, a tan sólo 12 kilómetros de la capital hispalense.

Hay más pruebas que apuntan a Borbolla, ya que los cambios de domicilio de su despacho se hacen en las mismas fechas y al mismo edificio que se traslada la empresa del pelotazo. Si el ex presidente era totalmente ajeno a esta sociedad, ¿por qué se hizo así? Borbolla no ofreció ninguna respuesta a este diario sobre el llamativo baile de domicilios y la coincidencia de sedes. Cuando compró las acciones de Guadalnubio, esta firma se instaló en el edificio Sevilla 2. En este inmueble ha tenido despacho profesional el ex presidente de la Junta, que es abogado.

Guadalnubio trasladó otra vez su domicilio social el 13 de mayo de 2004 (poco antes de que pegara el pelotazo) al Edificio Viapol de Sevilla, planta cuarta, módulo 5. El despacho profesional de Borbolla está actualmente en este inmueble, también en la planta cuarta, pero en el módulo 6. Es llamativo que la empresa Borbolla II, la misma que entró en el accionariado de Gudalnubio, también trasladó su domicilio social de la calle Montevideo de Sevilla al Edificio Viapol (planta cuarta módulo 6) el 1 de octubre de 2004, meses antes de que se materializara la venta de las fincas por 20 millones. Estos movimientos, de los que queda constancia en el Registro Mercantil, se hicieron para darle la máxima opacidad a la operación.


https://www.msn.com/es-es/noticias/espana/pelotazo-de-12-millones-de-una-empresa-vinculada-al-ex-presidente-de-la-junta-borbolla/ar-BBQ61zk
 

25/11/18 20 MINUTOS Un estudio atribuye un "linaje, prestigio e influencia" al "gran mercader de marfil" del dolmen de Montelirio


Un estudio atribuye un "linaje, prestigio e influencia" al "gran mercader de marfil" del dolmen de Montelirio
 
EUROPA PRESS 25.11.2018 SEVILLA, 25 (EUROPA PRESS)
 
El 'mercader de marfil' enterrado en Castilleja de Guzmán CEDIDA Una investigación científica sobre las élites en las antiguas sociedades de la Edad del Cobre atribuye la fundación de "un importante linaje de prestigio e influencia" a un "gran mercader de marfil" enterrado en dicho periodo en el entorno del dolmen de Montelirio, enclavado en Castilleja de Guzmán (Sevilla), al ser descubierto su cadáver con "suntuosos efectos funerarios de marfil sin parangón" en toda la Península, lo que probaría su papel como "gran hombre" de la "historia social" del asentamiento calcolítico aljarafeño.
 
Dicho trabajo, titulado "Definiendo las élites: un análisis comparativo de la clasificación social en la Edad del Cobre ibérica", está firmado por Leonardo García Sanjuán, Marta Cintas-Peña, Martin Bartelheim y Miriam Luciañez Triviño, quienes advierten de que aunque el estudio de las cúpulas de las sociedades complejas previas a los estados y la formación de tales grupos sociales "ha sido uno de los asuntos clásicos en la antropología y la arqueología desde la mitad del siglo XX", en el caso de la investigación del Calcolítico ibérico "resulta llamativa su ausencia".
 
Por eso, el propósito de este estudio es "detectar expresiones arqueológicas de la diferenciación social" y la "jerarquización" en dicho periodo de la Prehistoria peninsular, a partir de enterramientos individuales encuadrados en la Edad del Cobre ibérica en los que fueron descubiertos objetos o efectos funerarios de carácter "especial".
 
Porque como razonan los autores de este estudio recogido por Europa Press, "la distinción social de una persona de alto rango durante su vida probablemente se haya reflejado en un tratamiento funerario excepcional".
 
INDIVIDUOS "SOCIALMENTE EXCEPCIONALES"
 
 Para esta investigación, estos científicos analizan una muestra de inhumaciones de individuos del Calcolítico ibérico "que parecen haber sido socialmente excepcionales". Se trata de ocho enterramientos pertenecientes a seis yacimientos arqueológicos o localizaciones relacionadas con la Edad del Cobre: Camino de las Yeseras y la Magdalena en Madrid, Valle de las Higueras en Toledo, La Vital en Valencia, y en la provincia de Sevilla la cueva de La Molina y el entorno prehistórico de Valencina de la Concepción y Castilleja de Guzmán.
 
En ese sentido, el estudio presta especial atención a un enterramiento descubierto en las inmediaciones del dolmen de Montelirio, enclavado en Castilleja de Guzmán, hallado en 1998 y caracterizado por un corredor de unos 39 metros de longitud. Se trata del cadáver de un "joven adulto de entre 17 y 25 años" localizado en una estructura funeraria y "rodeado de una completa colección de artefactos, incluyendo un colmillo de elefante africano cuidadosamente colocado alrededor de su cabeza, un gran plato de cerámica situado a su espalda, 21 filos de sílex, una hoja de daga" de dicho mineral y junto a ella una pieza de ámbar que habría decorado la empuñadura del cuchillo.
 
Además, el ajuar mortuorio de este individuo incluía "dos recipientes de marfil", diversos fragmentos de dicho material y un pequeño puñado de cobre, siendo rociado el cadáver y su prolijo ajuar con un pigmento de "intenso color rojo".
 
"GRAN HOMBRE" DEL ASENTAMIENTO CALCOLÍTICO
 
 La abundante presencia de efectos de marfil en esta inhumación condujo a los investigadores a tratar al individuo enterrado con el apodo de "marchante" o "mercader" de marfil, exponiendo este estudio que las pruebas bioarqueológicas y contextuales sugieren que este "vendedor de marfil" pudo haber sido un "trabajador duro engrandecido por sí mismo" hasta la categoría de "gran hombre" de la "historia social" del asentamiento calcolítico de Valencina y Castilleja de Guzmán.
 
Es más, los autores de este trabajo describen a este "marchante de marfil" como "el fundador de un importante linaje cuyo prestigio e influencia sobrevivió" más allá de él mismo "durante algún tiempo". Y es que en el marco de este mismo estudio y las ocho inhumaciones individuales analizadas, los investigadores atisban una posible "conexión social o de parentesco" entre este hombre y una mujer cuyo cadáver fue descubierto en la cueva artificial de La Molina, localizada en Lora de Estepa (Sevilla) y datada entre finales del IV milenio y la primera mitad del III milenio antes de Cristo.
 
Dicho posible vínculo deriva de que el ajuar funerario de esta mujer incluía "varios objetos de marfil" como una empuñadura para un cuchillo de pedernal, un colmillo de elefante colocado alrededor de su cabeza "casi exactamente del mismo modo" que en el caso del "mercader de marfil" de Montelirio, dos recipientes decorados, un objeto con forma de media luna y "otros fragmentos indistinguibles" de dicho material.
 
"RIQUEZAS ESOTÉRICAS"
 
En paralelo, los autores de este estudio exponen que estos dos enterramientos presentaban "suntuosos efectos funerarios de marfil sin parangón" en el Calcolítico ibérico, argumentando que el acceso del "mercader de marfil" y la mujer de La Molina a "materiales exóticos" representa "el mejor ejemplo conocido" en la Península sobre la manera en la que "el uso de riquezas esotéricas con ideologías externas asociadas puede servir como marca definitoria de estatus y como popularidad política, usada para materializar relaciones políticas".
 
Y dado que este trabajo incluía también los cadáveres de dos mujeres enterradas en la cámara principal del dolmen de Montelirio, ambas interpretadas como posibles "sacerdotisas" y una de ellas hallada con vestigios de "una túnica muy elaborada" y colgantes de ámbar y marfil, estos expertos barajan la idea de que estas cuatro personas pudieran estar "conectadas dentro de una estructura social dominada por linajes en competencia".
 
"De hecho, dada su proximidad geográfica y posibles nexos sociales, se puede argumentar que estas cuatro personas fuesen parte de dinámicas sociales específicas acontecidas en el Valle del Guadalquivir en el comienzo del tercer milenio antes de Cristo", consideran García Sanjuán, Cintas-Peña, Bartelheim y Miriam Luciañez, quienes concluyen que en dicho periodo "la posición de las élites era inestable", extremo que probarían por ejemplo las fluctuaciones en la actividad funeraria del asentamiento calcolítico de Valencina y Castilleja de Guzmán.

17/11/18 DIARIO SEVILLA Treinta municipios incumplieron los objetivos de estabilidad y gasto


Treinta municipios incumplieron los objetivos de estabilidad y gasto

Por ley, están obligados ahora a elaborar planes económicos-financieros

Trinidad Perdiguero 17 Noviembre, 2018 - 05:00h
La mayoría de los ayuntamientos de la provincia de Sevilla han cumplido con los objetivos de estabilidad presupuestaria y con la regla de gasto que fija el Gobierno central en los Presupuestos Generales del Estado en 2017.
Así se recoge en los últimos datos publicados por el Ministerio de Hacienda, con la información sobre los presupuestos liquidados de ese año remitida por las propias entidades locales y que ha publicado este mes de noviembre el departamento de María Jesús Montero.
La excepción son un total de 29 ayuntamientos que, o bien no han cumplido con el objetivo de estabilidad o han gastado por encima del techo de gasto fijado. En ambos casos deberán elaborar planes económicos-financieros para ajustar sus cuentas a esos parámetros, que marca el Gobierno central aún cuando tengan una situación saneada, que les permita gastar más.
Otros 12 no han suministrado en el plazo la información al Ministerio de Hacienda
En lo que respecta al objetivo de estabilidad, los que incumplieron fueron diez de un total de 105. Son Aznalcázar, La Campana, Casariche, Gilena, Huévar del Aljarafe, Lora de Estepa, Marinaleda, Pruna, Valencina y Villanueva del Río y Minas.
En lo que respecta al techo de gasto (la cantidad en la que como máximo pueden aumentar su gasto de un año a otro) el número de municipios que lo ha incumplido es mayor y roza la veintena. En este caso, sí que hay algunas localidades de cierto peso, como Utrera, Bormujos o Carmona, que superan los 20.000 habitantes.
El resto son más pequeños. Se trata de La Campana, Casariche, El Castillo de las Guardas, Los Corrales, Estepa, Gilena, Herrera, Lora de Estepa, Martín de la Jara, Paradas, Pruna, La Puebla de Cazalla, La Puebla del Río, El Saucejo, Valencina de la Concepción y Villamanrique.
Hay otras 13 localidades sevillanas que no han remitido su información en los plazos que marca el Gobierno central para hacerlo y así consta en la publicación de Hacienda, que no especifica por tanto si cumplieron con estos objetivos.
A pesar de que los datos son relativamente aceptables, la cifra de ayuntamientos que han incumplido los objetivos ha aumentado con respecto al año anterior, 2016. Según los datos que constan también en la web de Hacienda, en 2016 sólo incumplieron el objetivo de estabilidad presupuestaria seis municipios: Alanís, Almensilla, Huévar del Aljarafe, Montellano, Pedrera y San Nicolás del Puerto.
Y también fueron menos los que no cumplieron con la regla de gasto: 15, que gastaron por encima de lo fijado. Entre los mayores, están Camas, La Puebla del Río, El Viso o Umbrete.Los otros son Albaida, Arahal, Brenes, Carrión, Castilleja de Guzmán, Gelves, Gilena, Pedrera, San Nicolás del Puerto, Umbrete, Villanueva de San Juan, El Viso del Alcor y El Cuervo de Sevilla.